Parroquia Ntra. Sra. de la O

Chipiona (Cádiz)

Noticias Santa Sede

Subscribe to canal de noticias Noticias Santa Sede
Actualizado: hace 2 horas 31 mins

Papa Francisco: “No abandonar jamás al enfermo”

Jue, 16/11/2017 - 16:07
“Es necesario un suplemento de sabiduría, porque hoy es más insidiosa la tentación de insistir con tratamientos que producen potentes efectos en el cuerpo, pero no benefician al bien integral de la persona”: lo indica el Papa Francisco explicando que en la actualidad, “las intervenciones en el cuerpo humano se vuelven siempre más eficaces, pero no siempre son resolutivas”. Las palabras del Pontífice van dirigidas en una carta a Mons. Vincenzo Paglia, Presidente de la Academia Pontifica para la Vida y a los participantes en el Encuentro Regional Europeo de la Asociación Médica Mundial, en curso en el Vaticano el 16 y 17 de noviembre. Citando la Declaración sobre la eutanasia del 5 de mayo de 1980, Francisco asegura que “es moralmente lícito renunciar a la aplicación de medios terapéuticos o suspenderlos, cuando su empleo no corresponde a aquel criterio ético y humanístico que seguidamente será definido proporcionalidad de las curaciones”. El Santo Padre destaca que esta elección “asume responsablemente el límite de la condición humana mortal, en el momento en el cual se toma conciencia de no poder contrastarlo más. “Así – subraya – no se quiere procurar la muerte”, sino que “se acepta de no poder impedirla”, como especificado en el Catecismo de la Iglesia Católica. Esta nueva perspectiva – evidencia aun el Papa – restituye a la humanidad el “acompañamiento del morir, sin abrir justificaciones a la supresión del vivir. No activar medios desproporcionados o suspender su uso “equivale a evitar el ensañamiento terapéutico” que tiene “un significado completamente diverso de la eutanasia, que es siempre ilícita”, porque interrumpe la vida causando la muerte. El Papa llama entonces a un “atento discernimiento que considere la cuestión moral, las circunstancias y las intenciones de los sujetos involucrados. La dimensión personal y relacional de la vida y del mismo morir, que es siempre un momento extremo del vivir, debe tener en la curación y en el acompañamiento del enfermo, un espacio adecuado a la dignidad del ser humano”. Y en este sentido el Pontífice señala que “la persona enferma reviste un papel principal” como señalado por el Catecismo de la Iglesia Católica: “Las decisiones deben ser tomadas por el paciente, si tiene la competencia y la capacidad”. “En diálogo con los médicos, debe evaluar los tratamientos que le son propuestos y juzgar sobre su efectiva proporcionalidad en la situación concreta, renunciando cuando tal proporcionalidad sea reconocida como carente”. El Papa subraya el “condicionamiento de la creciente diferencia de oportunidades” marcada por la “acción combinada de la potencia tecno científica y por los intereses económicos” que lleva al incremento de la desigualdad terapéutica, “presente en los países más ricos donde el acceso a las curas corre el riesgo de depender más de la disponibilidad económica de las personas que de las efectivas exigencias de curación”. Por ello, el Santo Padre llama a evidenciar el mandamiento supremo de la proximidad responsable, como aparece en la página evangélica del Buen Samaritano. El imperativo categórico – afirma Francisco – es aquel de no abandonar jamás al enfermo. Porque, como explica el Papa, la relación “es el lugar en el cual se nos pide amor y cercanía, más que cualquier otra cosa, reconociendo el límite que nos acomuna a  todos y justamente allí, volviéndonos solidarios. Cada uno – agrega – dé el amor en el modo que le es propio, ¡pero lo dé! “Y si sabemos que de la enfermedad no se puede garantizar la curación, debemos cuidar siempre a la persona viviente”, sin ensañarnos inútilmente contra la muerte, señala el Papa. En este sentido se mueve la medicina paliativa, “de gran importancia también en el plano cultural, empeñándose en combatir todo lo que hace el morir más angustiante y sufrido, es decir, el dolor y la soledad”. El Santo Padre señala que en sociedades democráticas, estos argumentos delicados deben ser tratados de manera seria y reflexiva y con la disponibilidad para encontrar soluciones y normas que sean compartidas lo más posible, y que tengan en cuenta la diversidad de las visiones del mundo, de las convicciones éticas y de pertenencias religiosas. Francisco señala asimismo la obligación de parte de lEstado “que no puede renunciar a tutelar a todos los sujetos involucrados, defendiendo la fundamental igualdad para cada uno. Y no olvida, como es su costumbre, a los más débiles, para quienes pide una “particular atención” porque “no pueden hacerse valer solos sus propios intereses. No  faltan en las palabras del Papa la indicación de una legislación en campo médico y sanitario, que necesita de una “mirada global” sobre lo que mayormente pueda promover el bien común en las situaciones concretas. (María Cecilia Mutual) (from Vatican Radio)...

Homilía del Papa: El Reino de Dios crece a escondidas

Jue, 16/11/2017 - 14:09
El Reino de Dios no es un espectáculo, ni “un carnaval”, “no ama la publicidad”. El Espíritu Santo lo hace crecer, no “los planes pastorales”. Lo recordó el Papa Francisco en su homilía de la Misa matutina celebrada en la capilla de la Casa de Santa Marta – el tercer jueves de noviembre – al comentar el Evangelio de San Lucas propuesto por la liturgia del día. En efecto, la reflexión del Pontífice giró en torno a la pregunta que los fariseos le dirigen a Jesús: “ ¿Cuándo vendrá el Reino de Dios? ”. Una pregunta sencilla, que nace de un corazón bueno, y aparece tantas veces en el Evangelio, tal como subrayó el Papa . Así por ejemplo, Juan Bautista , cuando se encuentra angustiado en la cárcel, envía a sus discípulos a preguntar a Jesús si era Él el que debía venir o si tenía que esperar a otro. O en otro pasaje, la pregunta vuelve de modo “atrevido”: “Si eres tú, desciende de la cruz”. “Siempre la duda”, la “curiosidad” acerca de cuándo vendrá el Reino de Dios, dijo Francisco . “El Reino de Dios está en medio de ustedes”: es la respuesta de Jesús. Aquel “feliz anuncio” en la sinagoga de Nazaret, cuando Jesús – después de haber leído un pasaje de Isaías – dice que aquella Escritura se ha cumplido “hoy” en medio de ellos. Como la semilla que, tras ser sembrada, crece desde dentro. Del mismo modo el Reino de Dios crece “a escondidas en medio de nosotros” – reafirmó el Santo Padre – o sea que se encuentra escondido como “la gema o el tesoro”, y “siempre en la humildad”. “¿Quién hace crecer aquella semilla, quién la hace germinar? Dios, el Espíritu Santo que está en nosotros. Y el Espíritu Santo es espíritu de mansedumbre, espíritu de humildad, es espíritu de obediencia, espíritu de sencillez. Es Él quien hace crecer desde dentro el Reino de Dios; no son los planes pastorales, las grandes cosas… No. Es el Espíritu, a escondidas. Lo hace crecer y llega el momento en que aparece el fruto”. Aludiendo al caso del buen ladrón , el Papa se preguntó quién fue el que sembró la semilla del Reino de Dios en su corazón. “Tal vez su mamá”  – supuso – o quizá un rabino cuando le explicaba la Ley. Después, se habrá olvidado, pero llegado a un punto determinado, “a escondidas”, el Espíritu lo hace crecer. De ahí que Francisco haya afirmado que el Reino de Dios es siempre “una sorpresa”, porque es “un don dado por el Señor”. Jesús también explica que el Reino de Dios no viene atrayendo la atención sobre sí mismo, de modo que nadie puede decir: “Está aquí, o está allá”. “No es un espectáculo, o peor aún, aunque tantas veces se piensa, “un carnaval”, reafirmó el Papa Bergoglio . “El Reino de Dios no se deja ver con la soberbia, con el orgullo, no ama la publicidad: es humilde, está escondido y así crece. Pienso que cuando la gente miraba a la Virgen, allí, que seguía a Jesús: ‘Aquella es la mamá, ah…”. La mujer más santa, pero a escondidas, nadie conocía el misterio del Reino de Dios, la santidad del Reino de Dios. Y cuando estaba cerca de la cruz del hijo, la gente decía: ‘Pobre mujer con este hijo criminal, pobre mujer’… Nada ni nadie sabía”. Por lo tanto, el Reino de Dios crece siempre a escondidas, porque “el Espíritu Santo está dentro nuestro” – recordó el Papa Francisco – que “lo hace germinar hasta dar fruto”. “Todos nosotros estamos llamados en este camino del Reino de Dios: es una vocación, es una gracia, es un don, es gratuito, no se compra, es una gracia que Dios nos da. Y todos nosotros los bautizados tenemos dentro el Espíritu Santo. ¿Cómo es mi relación el Espíritu Santo, el que hace crecer en mí el Reino de Dios? Una buena pregunta para hacernos hoy todos nosotros: ¿Yo creo, verdaderamente creo que el Reino de Dios está en medio de nosotros, está escondido, o me gusta el espectáculo?”. El Santo Padre concluyó exhortando a pedir al Espíritu Santo la gracia de hacer germinar “en nosotros y en la Iglesia, con fuerza, la semilla del Reino de Dios, para que llegue a ser grande, dé refugio a tanta gente y dé frutos de santidad”. De María Fernanda Bernasconi, SpC. (from Vatican Radio)...

El Papa a la Cop23: decisiones urgentes ante cambio climático

Jue, 16/11/2017 - 12:57
En un Mensaje a la Conferencia celebrada en Bonn, el Papa Francisco señala la urgencia climática como uno de los fenómenos más preocupantes que está viviendo la humanidad y exhorta a cuidar las necesidades de las poblaciones más vulnerables. El Papa reitera su «invitación urgente a un nuevo diálogo sobre el modo como estamos construyendo el futuro del planeta. Necesitamos una conversación que nos una a todos, porque el desafío ambiental que vivimos, y sus raíces humanas, nos interesan y nos impactan a todos». Con esta invitación que ya presentó en la Laudato si’, el Papa añade, citando su Encíclica sobre el cuidado de la casa común, que «lamentablemente, muchos esfuerzos para buscar soluciones concretas a la crisis ambiental suelen ser frustrados por varios motivos que van de la negación del problema a la indiferencia, la resignación cómoda o la confianza ciega en las soluciones técnicas (cfr Laudato si’ 14)». «Negación, indiferencia, resignación y confianza en soluciones inadecuadas» son las cuatro actitudes perversas en que deberíamos evitar caer, asegura el Santo Padre, explicando que «no ayudan en la investigación honesta y el diálogo sincero y productivo sobre la construcción del futuro de nuestro planeta» . El Papa indica asimismo que «no se puede limitar solo a la dimensión económica y tecnológica: las soluciones técnicas son necesarias pero no suficientes; es esencial y necesario tener en consideración atentamente también los aspectos y los impactos éticos y sociales del nuevo paradigma de desarrollo y de progreso a corto, medio y largo plazo». En esta perspectiva, el Obispo de Roma subraya que es cada vez más necesario prestar atención a la educación y a los estilos de vida enfocados hacia una ecología integral. Citando el importante Acuerdo de París, que «recuerda la grave responsabilidad» de actuar  sin demora , de la manera más libre posible de presiones políticas y económicas, superando los intereses y comportamientos particulares, el Mensaje del Papa para la Cop23, evoca asimismo su Mensaje para la conferencia anterior, la Cop22. El Mensaje pontificio concluye alentando que se acelere «la toma de conciencia y se consolide la voluntad de adoptar decisiones realmente eficaces para contrastar el fenómeno de los cambios climáticos y contextualmente luchar contra la pobreza y promover un desarrollo humano integral» (CdM) (from Vatican Radio)...

El Papa a la UAC: “Sean ministros dóciles a la acción del Espíritu, al servicio de la propia Iglesia local”

Jue, 16/11/2017 - 12:36
“Se convierte en ministros para servir a la propia Iglesia particular, en la docilidad al Espíritu Santo y al propio Obispo y en colaboración con los demás presbíteros, pero con la conciencia de ser parte de la Iglesia universal, que va más allá de los límites de la propia diócesis”, lo dijo el Papa Francisco a los participantes en la Asamblea Internacional de la Confederación Unión Apostólica del Clero (UAC), a quienes recibió en audiencia, la mañana del 16 de noviembre en la Sala del Consistorio del Vaticano. En su discurso, el Santo Padre animó y alentó a los miembros de la Unión Apostólica del Clero, a seguir el ejemplo de Cristo, Buen Pastor en el servicio al Evangelio. “En esta Asamblea están reflexionando sobre el ministerio ordenado ‘en, para y con la comunidad diocesana’. En continuidad con los encuentros anteriores, buscan focalizar el rol de los pastores en la Iglesia particular; y en esta relectura, la clave hermenéutica es la espiritualidad diocesana, que es espiritualidad de comunión según el modo de la comunión Trinitaria”. El Obispo de Roma, citando la Carta Apostólica Novo millenium ineunte , recordó que, el gran desafío de este milenio es hacer de la Iglesia la casa y la escuela de la comunión y para ello, es necesario promover una espiritualidad de comunión. “Se convierte en experto de espiritualidad de comunión sobre todo gracias a la conversión a Cristo, a la dócil apertura a la acción de su Espíritu, y a la acogida de los hermanos. Sabemos muy bien que, la fecundidad del apostolado no depende sólo de la actividad y de los esfuerzos organizativos, que son necesarios, pero en primer lugar depende de la acción divina”. Así mismo, el Pontífice señaló que, igual que en el pasado los santos son los más eficaces evangelizadores y puso en guardia a los ministros de no caer en la mundanidad espiritual. “La Jornada Mundial de oración para la santificación del Clero, que se celebra cada año en la fiesta del Sagrado Corazón de Jesús, constituye una ocasión propicia para implorar del Señor el don de diligentes y santos ministros para su Iglesia. Para realizar este ideal de santidad, todo ministro ordenado está llamado a seguir el ejemplo del Buen Pastor que da la vida por sus ovejas”. Además, el Papa Francisco precisó que, unido al camino de la espiritualidad está el empeño en la acción pastoral al servicio del pueblo de Dios, visible en el hoy y en lo concreto de la Iglesia local, como lo delinea el Decreto Conciliar Presbyterorum Ordinis , en el numeral 12. “Una Iglesia particular tiene un rostro, ritmos y opciones concretas; va servida con dedicación cada día, testimoniando la sintonía y la unidad que se vive y se desarrollada con el Obispo. El camino pastoral de la comunidad local tiene como punto de referencia imprescindible el plan pastoral de la diócesis, el cual se antepone a los programas de las asociaciones, de los movimientos y de cualquier grupo particular”. Antes de concluir su discurso, el Papa Francisco animó a los ministros a cultivar la comunión y la misión como dinámicas correlativas, dinámicas que los ministros deben tener presente en el servicio a su propia Iglesia particular, al propio Obispo y en colaboración con los demás presbíteros. “Si la misión es una propiedad esencial de la Iglesia, lo es sobre todo por aquel que, ordenado, está llamado a ejercitar el ministerio en una comunidad por su naturaleza misionera, y a ser educador en el mundo, no en la mundanidad, sino en el mundo. La misión, de hecho, no es una elección individual, debido a una generosidad individual o quizás a una desilusión pastoral, sino es una opción de la Iglesia particular que se hace protagonista en la comunión del Evangelio a todas las gentes”. (Renato Martinez – SpC) (from Vatican Radio)...

Papa: peregrinación a Roma impulse oración y testimonio de amor y esperanza cristiana en el mundo

Mié, 15/11/2017 - 13:38
El Papa Francisco alentó con su bienvenida a los numerosos peregrinos de tantos países, que acudieron a la segunda audiencia general del mes de noviembre a «ser testimonio de la alegría cristiana en el mundo, transfigurados por  la gracia misericordiosa que Jesús nos dona en la Santa Misa» . «¡Dejemos que el Señor nos sorprenda mostrándonos que nos ama aun en nuestras debilidades!» Peregrinando con Jesús y con la ayuda del Señor, a través de la oración y de la Eucaristía, podemos encontrar la plenitud de nuestro ser en el encuentro con Él, reiteró el Santo Padre, con su exhortación a los que peregrinan a la Ciudad Eterna: « Que vuestra peregrinación a Roma sea tiempo de oración, ocasión para revivir el testimonio de fe de los apóstoles y de los mártires, y de crecer en el amor y en la esperanza cristiana, de la que la Eucaristía es fuente y culmen . Que el encuentro entre tantas naciones aquí en Roma y la experiencia de la Iglesia universal durante esta audiencia general, los edifique en la comunión y los fortalezca en el espíritu de amor y de servicio en favor de los pobres, de los enfermos y de los más necesitados. Que el Señor los bendiga a ustedes y a sus familias». El Papa evocó la grandeza y la fe del santo dominico Alberto Magno, en sus palabras de aliento y bendición a los jóvenes, a los enfermos y a los recién casados: «Hoy celebramos la memoria de San Alberto Magno, Obispo y Doctor de la Iglesia. Queridos jóvenes, fortalezcan su diálogo con Dios, buscándolo con empeño en toda acción vuestra; queridos enfermos, encuentren consuelo en la reflexión del misterio de la cruz del Señor, que sigue iluminando la vida de todo hombre; y ustedes, queridos, recién casados, esfuércense en mantener una relación constante con Cristo, para que vuestro amor sea cada vez más un reflejo del amor de Dios» (CdM) (from Vatican Radio)...

El Papa: el silencio nos prepara para el encuentro con Dios

Mié, 15/11/2017 - 12:47
¿Qué es realmente la oración? A ésta y otras preguntas respondió el Papa Francisco en el miércoles 15 de noviembre , en su segunda catequesis sobre la Eucaristía, que se centró en la jornada hodierna en la Santa Misa, y en la que remarcó la importancia de tener una actitud de recogimiento en preparación al encuentro con Dios . "En la catequesis de hoy, reflexionamos sobre otro aspecto de la Eucaristía, que es la oración. Rezar es ante todo un diálogo, una relación personal. El hombre ha sido creado para este encuentro con Dios que es Padre, Hijo y Espíritu Santo, relación perfecta de amor y unidad", dijo primeramente en español, y resaltó la importancia del silencio, al explicar que como cada diálogo verdadero, rezar es también saber permanecer en silencio , y es el mismo Jesús quien nos enseña cómo hacerlo, cuando, tal como relatan los evangelios, se retira en lugares apartados para rezar, y los discípulos, al ver esa íntima relación con el Padre, sienten el deseo de participar y le piden que les enseñe a rezar. "Jesús enseña a sus discípulos a rezar con la oración del «Padre nuestro» y con ella los introduce en el diálogo sincero y sencillo con Dios, animándolos a ir creando en ellos una conciencia filial, sabiendo decir «Padre». También a nosotros nos invita a permanecer con Él, siendo la Eucaristía ese momento privilegiado de unión con Dios y los hermanos ". Dejando los papeles de lado, el Santo Padre ilustró una situación que suele suceder cuando vamos a misa , recordando asimismo, lo que dijera la semana pasada en la primera catequesis sobre el tema, cuando pidió "levantar nuestros corazones al Señor", y no los teléfonos celulares : "Cuando vamos a Misa,  -dijo - tal vez llegamos cinco minutos antes y comenzamos a conversar con quien está a mi lado. Pero no es el momento de charlar, es el momento del silencio para prepararnos para el diálogo. Es el momento de recogerse en el corazón para el encuentro con Jesús. El silencio es muy importante. Recuerden lo que dije la semana pasada: no vamos a un espectáculo, vamos a encontrarnos con el Señor y el silencio nos prepara y nos acompaña". Su Santidad mencionó, por otra parte, dos predisposiciones para aprender a rezar bien, a saber, la primera, la de ser humildes y reconocerse hijos de Dios; y la segunda, aquella de "dejarnos sorprender",  y esto porque " el encuentro con el Señor es un encuentro vivo ": "Vivir en esa presencia - añadió en español -  supone dialogar en silencio, y para ello debemos tener la humildad de reconocernos pequeños, como el niño en brazos de su padre, confiando que todo lo recibimos de sus manos amorosas. Además, se necesita esa capacidad de asombro, como la tienen los más pequeños, para reconocer la presencia de Dios en nuestras vidas , que nos llena de alegría y esperanza para comenzar de nuevo: Dios nos ama a pesar de nuestras debilidades y nos invita al banquete nupcial en el que el Esposo encuentra nuestra fragilidad y la sana, para devolvernos a la unidad originaria de lo que somos: hijos de Dios". Jesucristo, - enseñó el Papa - víctima de expiación por nuestros pecados, se dona a nosotros a través de la Eucaristía y nos consuela, para llevarnos nuevamente a nuestra primera llamada: la de ser a imagen y semejanza de Dios . En la conclusión de su catequesis en nuestro idioma, el Papa Francisco animó a todos a acercarnos a la Eucaristía para "estar con el Señor, para sentarse a su lado y compartir con Él nuestra vida, escuchando su Palabra que hace arder nuestro corazón". De Griselda Mutual - SpC (from Vatican Radio)...

Catequesis del Papa: “La Eucaristía es la oración por excelencia”

Mié, 15/11/2017 - 12:36
“Debemos aprender a decir ‘Padre’, es decir, ponerse en su presencia con confianza filial. Pero para poder aprender, se necesita reconocer humildemente que tenemos necesidad de estar instruidos, y decir con simplicidad: Señor enséñanos a orar”, lo dijo el Papa Francisco en la Audiencia General del tercer miércoles de noviembre, prosiguiendo con el nuevo ciclo de catequesis dedicados a la Santa Misa. Para comprender la belleza de la celebración eucarística, señaló el Santo Padre, deseo iniciar con un aspecto muy simple: la Misa es oración, es más dijo, es la oración por excelencia, la más alta, la más sublime, y al mismo tiempo la más “concreta”. De hecho, precisó el Pontífice, es el encuentro de amor con Dios mediante su Palabra y el Cuerpo y Sangre de Jesús. Es un encuentro con el Señor. Pero antes debemos responder a una pregunta. ¿Qué cosa es verdaderamente la oración? La oración, dijo el Papa, es sobre todo diálogo, relación personal con Dios. Y el hombre, recordó el Obispo de Roma, ha sido creado como ser en relación personal con Dios que encuentra su plena realización solamente en el encuentro con su Creador. Texto completo de la catequesis del Papa Francisco Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días! Continuamos con las catequesis sobre la Santa Misa. Para comprender la belleza de la celebración eucarística deseo iniciar con un aspecto muy simple: la Misa es oración, es más, es la oración por excelencia, la más alta, la más sublime, y al mismo tiempo la más “concreta”. De hecho, es el encuentro de amor con Dios mediante su Palabra y el Cuerpo y Sangre de Jesús. Es un encuentro con el Señor. Pero antes debemos responder a una pregunta. ¿Qué cosa es verdaderamente la oración? Ella es sobre todo diálogo, relación personal con Dios. Y el hombre ha sido creado como ser en relación personal con Dios que encuentra su plena realización solamente en el encuentro con su Creador. El camino de la vida es hacia el encuentro definitivo con el Señor. El Libro del Génesis afirma que el hombre ha sido creado a imagen y semejanza de Dios, quien es Padre e Hijo y Espíritu Santo, una relación perfecta de amor que es unidad. De esto podemos comprender que todos nosotros hemos sido creados para entrar en una relación perfecta de amor, en un continuo donarnos y recibirnos para poder encontrar así la plenitud de nuestro ser. Cuando Moisés, ante la zarza ardiente, recibe la llamada de Dios, le pregunta cuál es su nombre. Y, ¿qué cosa responde Dios?: «Yo soy el que soy» (Ex 3,14). Esta expresión, en sentido original, expresa presencia y gracia, y de hecho enseguida Dios agrega: « El Señor, el Dios de sus padres, el Dios de Abraham, de Isaac y de Jacob» (v. 15). Así también Cristo, cuando llama a sus discípulos, los llama para que estén con Él. Esta pues es la gracia más grande: poder experimentar que la Misa, la Eucaristía es el momento privilegiado para estar con Jesús, y, a través de Él, con Dios y con los hermanos. Orar, como todo verdadero diálogo, es también saber permanecer en silencio – en los diálogos existen momentos de silencio –, en silencio junto a Jesús. Y cuando nosotros vamos a Misa, tal vez llegamos cinco minutos antes y comenzamos a conversar con quien está al lado nuestro. Pero no es el momento de conversar: es el momento del silencio para prepararnos al diálogo. Es el momento de recogernos en nuestro propio corazón para prepararnos al encuentro con Jesús. ¡El silencio es muy importante! Recuerden lo que les he dicho la semana pasada: no vamos a un espectáculo, vamos al encuentro con el Señor y el silencio nos prepara y nos acompaña. Permanecer en silencio junto a Jesús. Y del misterioso silencio de Dios emerge su Palabra que resuena en nuestro corazón. Jesús mismo nos enseña como realmente es posible “estar” con el Padre y nos lo demuestra con su oración. Los Evangelios nos muestran a Jesús que se retira en lugares apartados para orar; los discípulos, viendo esto su íntima relación con el Padre, sienten el deseo de poder participar, y le piden: «Señor, enséñanos a orar» (Lc 11,1). Hemos escuchado en la Lectura antes, al inicio de la audiencia. Jesús responde que la primera cosa necesaria para orar es saber decir “Padre”. Estén atentos: si yo no soy capaz de decir “Padre” a Dios, no soy capaz de orar. Debemos aprender a decir “Padre”, es decir, ponerse en su presencia con confianza filial. Pero para poder aprender, se necesita reconocer humildemente que tenemos necesidad de estar instruidos, y decir con simplicidad: Señor enséñanos a orar. Este es el primer punto: ser humildes, reconocerse hijos, descansar en el Padre, confiar en Él. Para entrar en el Reino de los cielos es necesario hacerse pequeños como niños. En el sentido que los niños saben confiar, saben que alguien se preocupará de ellos, de lo que comerán, de lo que se pondrán y otras cosas más (cfr. Mt 6,25-32). Esta es la primera actitud: confianza y familiaridad, como el niño hacia los padres; saber que Dios se recuerda de ti, cuida de ti, de ti, de mí, de todos. La segunda predisposición, también esta propia de los niños, es dejarse sorprender. El niño hace siempre mil preguntas porque desea descubrir el mundo; y se maravilla incluso de cosas pequeñas porque todo es nuevo para él. Para entrar en el Reino de los cielos se necesita dejarse maravillar. ¿En nuestra relación con el Señor, en la oración – pregunto – nos dejamos maravillar o pensamos que la oración es hablar a Dios como hacen los papagayos? No, es confiar y abrir el corazón para dejarse maravillar. ¿Nos dejamos sorprender por Dios que es siempre el Dios de las sorpresas? Porque el encuentro con el Señor es siempre un encuentro vivo, no es un encuentro de museo. Es un encuentro vivo y nosotros vamos a la Misa, no a un museo. Vamos a un encuentro vivo con el Señor. En el Evangelio se habla de un cierto Nicodemo (Jn 3,1-21), un hombre anciano, una autoridad en Israel, que donde Jesús para conocerlo; y el Señor le habla de la necesidad de “renacer de lo alto” (Cfr. v. 3). Pero, ¿qué cosa significa? ¿Se puede “renacer”? ¿Volver a tener el gusto, la alegría, la maravilla de la vida, es posible, también ante tantas tragedias? Esta es una pregunta fundamental de nuestra fe y este es el deseo de todo verdadero creyente: el deseo de renacer, la alegría de reiniciar. ¿Nosotros tenemos este deseo? ¿Cada uno de nosotros tiene deseo de renacer siempre para encontrar al Señor? ¿Tienen este deseo? De hecho, se puede perderlo fácilmente porque, a causa de tantas actividades, de tantos proyectos de poner en acto, al final nos queda poco tiempo y perdemos de vista aquello que es fundamental: nuestra vida del corazón, nuestra vida espiritual, nuestra vida que es encuentro con el Señor en la oración. En verdad, el Señor nos sorprende mostrándonos que Él nos ama incluso en nuestras debilidades. «Jesucristo […] es la Víctima propiciatoria por nuestros pecados, y no sólo por los nuestros, sino también por los del mundo entero» (1 Jn 2,2). Este don, fuente de verdadera consolación – pero el Señor nos perdona siempre – esto, consuela, es una verdadera consolación, es un don que nos es dado a través de la Eucaristía, de aquel banquete nupcial en el cual el Esposo encuentra nuestra fragilidad. Puedo decir que, ¿Cuándo recibo la comunión en la Misa, el Señor encuentra mi fragilidad? ¡Sí! ¡Podemos decirlo porque esto es verdad! El Señor encuentra nuestra fragilidad para llevarnos a nuestra primera llamada: aquella de ser imagen y semejanza de Dios. Este es el ambiente de la Eucaristía, esta es la oración. (Traducción del italiano, Renato Martinez) (from Vatican Radio)...

23 de noviembre: el Papa presidirá la Celebración por la paz en Sudán del Sur y R. D. del Congo

Mar, 14/11/2017 - 19:11
La Prefectura de la Casa Pontificia, dio a conocer que el Papa Francisco presidirá la Celebración de oración por la paz en Sudán del Sur y la República Democrática del Congo. El jueves 23 de noviembre de 2017, a las 5.30 de la tarde, en el altar de la Cátedra de la Basílica de San Pedro, el Santo Padre presidirá una celebración de oración por la paz en Sudán del Sur y en la República Democrática del Congo. Han sido numerosos los llamamientos que el Pontífice ha lanzado en favor de estos dos países durante su pontificado. Recientemente la FAO ha comunicado que, alrededor de 30 mil personas en Sudán del Sur han recibido el kit para el cultivo hortofrutícola financiados por una donación del Papa Francisco. Ya el pasado mes de febrero, a la hora del rezo del Ángelus dominical, el Obispo de Roma había lanzado un llamamiento por la paz en la República Democrática del Congo, afectada por la violencia y elevaba sus oraciones por toda las poblaciones que también en otras partes del continente africano y del mundo sufren a causa de la violencia y de la guerra. (Renato Martinez – SpC) (from Vatican Radio)...

Viaje Apostólico del Papa a Chile y Perú (15-22 de enero 2018). Programa

Lun, 13/11/2017 - 20:01
CHILE Lunes 15 de enero2018 ROMA-SANTIAGO 08:00 Partida en avión desde Roma/Fiumicino hacia Santiago 20:10 Llegada  al aeropuerto internacional de Santiago CEREMONIA DE BIENVENIDA 21:00 Llegada del Santo Padre a la Nunciatura Apostólica Martes 16 de enero 2018 SANTIAGO 08:20 ENCUENTRO con las AUTORIDADES, con la SOCIEDAD CIVIL y con el CUERPO DIPLOMATICO en el Palacio de la Moneda Discurso del Santo Padre 09:00 VISITA DE CORTESIA AL PRESIDENTE en el Salón Azul del Palacio de la Moneda 10:30 SANTA MISA en el Parque O’Higgins Homilía del Santo Padre 16:00 Breve VISITA al CENTRO PENITENCIARIO FEMENINO SANTIAGO Saludo del Santo Padre 17:15 ENCUENTRO CON LOS SACERDOTES, RELIGIOSOS/AS, CONSAGRADOS Y SEMINARISTAS en la Catedral de Santiago Discurso del Santo Padre 18:15 ENCUENTRO CON LOS OBISPOS  en la Sacristía de la Catedral Saludo del Santo Padre 19:15 VISITA PRIVADA AL SANTUARIO de San Alberto Hurtado, SJ Encuentro privado con los sacerdotes de la Compañía de Jesús Miércoles 17 de enero 2018 SANTIAGO-TEMUCO-SANTIAGO 08:00 Partida en avión del aeropuerto de Santiago hacia Temuco 10:30 SANTA MISA en el Aeropuerto de Maquehue Homilia del Santo Padre 12:45 Almuerzo con algunos habitantes de la Aracaunía en la casa “Madre de la Santa Cruz” 15:30 Partida en avión desde el aeropuerto de Temuco hacia Santiago 17:00 Llegada al aeropuerto de Santiago 17:30 ENCUENTRO CON LOS JOVENES en el Santuario de Maipú Discurso del Santo Padre 18:30 Traslado en auto cerrado a la Pontificia Universidad Católica de Chile 19:00 VISITA A LA PONTIFICIA UNIVERSIDAD CATOLICA DE CHILE Discurso del Santo Padre Jueves 18 de enero 2018 SANTIAGO-IQUIQUE-LIMA 08:05 Partida en avión desde el aeropuerto de Santiago hacia Iquique 10:35 Llegada al aeropuerto internacional de Iquique 11:30 SANTA MISA en el Campo Lobito Homilía del Santo Padre 14:00 Almuerzo con el Séquito Papal en la “Casa de retiros del Santuario Nuestra Señora de Lourdes” de los Padres Oblatos 16:45 Llegada al aeropuerto de Iquique CEREMONIA DE DESPEDIDA 17:05 Partida en avión desde el aeropuerto de Iquique hacia Lima PERÚ Jueves 18 de enero 2018 SANTIAGO-IQUIQUE-LIMA 17:20 Llegada al aeropuerto de Lima CEREMONIA DE BIENVENIDA Viernes 19 de enero 2018 LIMA-PUERTO MALDONADO-LIMA 08:30 ENCUENTRO CON LAS AUTORIDADES, con la SOCIEDAD CIVIL y con el CUERPO DIPLOMATICO en el patio de Honor Discurso del Santo Padre 09:00 VISITA DE CORTESIA AL PRESIDENTE en el Salón de los Embajadores del Palacio de Gobierno 09:55 Partida en avión de Lima hacia Puerto Maldonado 11:45 Llegada al aeropuerto de Puerto Maldonado 12:00 ENCUENTRO CON LOS PUEBLOS DE LA AMAZONIA en el Coliseo Regional Madre de Dios Discurso del Santo Padre 13:00 ENCUENTRO CON LA POBLACION en el Instituto Jorge Basadre Saludo del Santo Padre 13:15 Almuerzo con los representantes de los pueblos de la Amazonía en el Centro Pastoral Apaktone 15:45 VISITA al HOGAR PRINCIPITO Saludo del Santo Padre 16:50 Partida en avión hacia Lima 18:40 Llegada al aeropuerto de Lima 19:00 Encuentro privado con los miembros de la Compañía de Jesús en la iglesia de San Pedro Sábado 20 de enero 2018 LIMA-TRUJILLO-LIMA 07:40 Partida en avión hacia Trujillo 09:10 Llegada al aeropuerto de Trujillo 10:00 SANTA MISA en la explanada costera de Huanchaco Homilía del Santo Padre 12:15 Vuelta en papamóvil por el barrio “Buenos Aires” 15:00 Breve visita a la Catedral 15:30 ENCUENTRO CON LOS SACERDOTES, RELIGIOSOS/AS, SEMINARISTAS DE LAS CIRCUNSCRIPCIONES ECLESIASTICAS DEL NORTE DEL PERU en el Colegio Seminario SS. Carlos y Marcelo Discurso del Santo Padre 16:45 CELEBRACION MARIANA – VIRGEN DE LA PUERTA en la Plaza de Armas Discurso del Santo Padre 18:15 Partida en avión hacia Lima 19:40 Llegada al aeropuerto de Lima Domingo 21 de enero 2018 LIMA-ROMA 09:15 REZO DE LA HORA TERCIA CON RELIGIOSAS DE VIDA CONTEMPLATIVA en el Santuario del Señor de los Milagros Homília del Santo Padre 10:30  ORACION A LAS RELIQUIAS DE LOS SANTOS PERUANOS en la Catedral de Lima Oración  del Santo Padre 10:50 ENCUENTRO CON LOS OBISPOS en el Palacio Arzobispal Discurso del Santo Padre 12:00 ANGELUS en la Plaza de Armas Ángelus del Santo Padre 12:30 Almuerzo con el Séquito Papal en la Nunciatura Apostólica 16:15 SANTA MISA en la Base Aérea “Las Palmas” Homilía del Santo Padre 18:30 Llegada al aeropuerto CEREMONIA DE DESPEDIDA 18:45 Partida en avión hacia Roma/Ciampino Lunes 22 de enero 2018 ROMA 14:15 Llegada al aeropuerto de Roma/Ciampino     Raúl Cabrera- SPC (from Vatican Radio)...

Terremoto Irak e Irán. El Papa: «Profunda tristeza»

Lun, 13/11/2017 - 16:36
El Obispo de Roma expresó, a través de sendos telegramas a los países hermanos de Irak y de Irán, su tristeza profunda por las víctimas del seísmo de 7.3 grados en la escala de Ritcher, que asoló en la noche del domingo la frontera entre ambos países, provocando numerosas víctimas e ingentes daños materiales.  "Su Santidad el Papa Francisco ha sentido una profunda tristeza al tener noticia del grave terremoto que ha asolado Irak , - se lee en el telegrama firmado por el Cardenal Secretario de Estado Pietro Parolin, - y asegura a todos los afectados por esta tragedia su solidaridad y sus oraciones. El Papa expresa su dolor a todos los que lloran la pérdida de sus seres queridos y ofrece sus oraciones por los difuntos encomendándolos a la misericordia del Todopoderoso". Mientras que en las últimas líneas el Santo Padre invoca sobre los heridos, las autoridades civiles y de emergencia dedicadas a las tareas de rescate y recuperación, las bendiciones divinas del consuelo y la fortaleza. Misma expresión de pesar dirige Su Santidad a Irán , asegurando también a todos los afectados por la tragedia su solidaridad y sus oraciones: "El Papa expresa su dolor a todos los que lloran la pérdida de sus seres queridos y ofrece sus oraciones por los difuntos encomendándolos a la misericordia del Todopoderoso. Sobre los heridos y las autoridades civiles y de emergencia dedicadas a las tareas de rescate y recuperación, Su Santidad invoca las bendiciones divinas del consuelo y la fortaleza". Griselda Mutual - SpC (from Vatican Radio)...

El Papa en Santa Marta: Los escándalos hieren y matan

Lun, 13/11/2017 - 14:14
(RV).- Los escándalos hieren los corazones y matan las esperanzas y las ilusiones. Lo dijo el Papa Francisco en su homilía de la Misa matutina celebrada en la capilla de la Casa de Santa Marta el segundo lunes de noviembre. “Es inevitable que surjan escándalos” – afirmó el Santo Padre – retomando las palabras de Jesús en el Evangelio propuesto por la liturgia del día, pero “ay de quien” a causa del cual se producen los escándalos. De donde nace la advertencia a sus discípulos: “¡Estén atentos a ustedes mismos!” “Es decir, estén atentos a no escandalizar. El escándalo es malo porque el escándalo hiere , hiere la vulnerabilidad del pueblo de Dios y hiere la debilidad del pueblo de Dios. Y tantas veces estas heridas se llevan durante toda la vida. Además, el escándalo no sólo hiere, sino que es capaz de matar : matar esperanzas, matar ilusiones, matar familias, matar tantos corazones…”. “ Estén atentos a ustedes mismos ” es una admonición para todos – subrayó el Papa Francisco – especialmente para quienes se dicen cristianos pero viven como paganos. Éste es “el escándalo del pueblo de Dios”. “Cuántos cristianos con su ejemplo alejan a la gente, con su incoherencia, con su propia incoherencia: la incoherencia de los cristianos es una de las armas más fáciles que tiene el diablo para debilitar al pueblo de Dios y para alejar al pueblo de Dios del Señor. Decir una cosa y hacer otra”. Ésta es “la incoherencia” que provoca el escándalo y que hoy debe inducirnos a preguntarnos – dijo el Papa Bergoglio – “¿cómo es mi coherencia de vida? ¿Coherencia con el Evangelio, coherencia con el Señor?”. Y ofreció el ejemplo de los empresarios cristianos que no pagan lo justo y se sirven de la gente para enriquecerse, así como el escándalo de los pastores en la Iglesia que no se ocupan de sus ovejas y se alejan. “Jesús nos dice que no se puede servir a dos Señores: a Dios y al dinero. Y cuando el pastor es uno apegado al dinero, escandaliza. La gente se escandaliza. El pastor apegado al dinero… Todo pastor debe preguntarse: ‘¿Cómo es mi amistad con el dinero? O el pastor que trata de escalar, la vanidad lo lleva a trepar, en lugar de ser manso y humilde, porque la mansedumbre y la humildad favorecen la cercanía al pueblo. O el pastor que se siente ‘un señor’ , y manda a todos, orgulloso; y no el pastor servidor del pueblo de Dios...”. El Papa Francisco concluyó su reflexión diciendo que “hoy puede ser una buena jornada para hacer un examen de conciencia sobre esto”. Y lo hizo formulado la pregunta: “¿Escandalizo o no, y cómo? De este modo dijo el Santo Padre podremos responder al Señor y acercarnos un poco más a Él”. (María Fernanda Bernasconi - SPC). (from Vatican Radio)...

El Papa en el Ángelus: “Si nos dejamos guiar por la búsqueda de nuestros intereses, nuestras vidas se vuelven estériles”

Dom, 12/11/2017 - 13:10
“La parábola de las diez vírgenes” fue el argumento que eligió el Papa Francisco a la hora del rezo del Ángelus del segundo domingo de noviembre para explicar que no debemos esperar al último momento de nuestra vida para cooperar con la gracia de Dios . En la parábola, las diez vírgenes son las doncellas que estaban a cargo de recibir y acompañar al esposo en la ceremonia de matrimonio, y dado que en ese momento era costumbre celebrarla por la noche, las doncellas estaban equipadas con lámparas. La parábola dice que cinco de ellas eran prudentes y las otras cinco necias. De hecho, las prudentes llevaban el aceite para las lámparas mientras que las necias no. En el momento de la llegada del esposo, las necias se dan cuenta que no tiene el aceite para las lámparas y se lo piden a las cinco prudentes pero éstas no se lo dan, pues no tenían suficiente para todas y el esposo entra a la sala nupcial con las que estaban preparadas. El Santo Padre presentó esta parábola para explicar dos cosas , la primera, que debemos mantenernos listos para el encuentro con Jesús , y la segunda, distinguir entre ser necio y ser prudente : “Si nos dejamos guiar por lo que nos parece más conveniente buscando nuestros intereses, nuestras vidas se vuelven estériles”, dijo el Papa Francisco, pero por el contrario, “si estamos atentos y tratamos de hacer el bien, con gestos de amor, podemos mantenernos tranquilos mientras esperamos la llegada del Señor” porque “puede venir en cualquier momento” concluyó el Pontífice . Además, después del rezo mariano del Ángelus, el Santo Padre recordó la proclamación de ayer en Madrid de los beatos Vicente Queralt LLoret junto a 20 compañeros mártires y de José Maria Fernández Sánchez junto a 38 compañeros mártires.  (Mireia Bonilla) Texto completo de la reflexión del Papa antes del rezo del Ángelus Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días! En este domingo, el Evangelio (cfr., Mt 25,1-13) nos indica la condición para entrar en el Reino de los Cielos. Y lo hace con la parábola de las diez vírgenes: se trata de aquellas doncellas que estaban encargadas de acoger y acompañar al esposo a la ceremonia de bodas, y ya que en aquellos tiempos era costumbre celebrarlas de noche, las jóvenes estaban equipadas con lámparas. La parábola dice que cinco de estas vírgenes son prudentes y cinco necias: en efecto, las prudentes llevaron consigo el aceite para las lámparas, mientras las necias no lo llevaron. El esposo tarda en llegar y todas se duermen. A medianoche es anunciada la llegada del esposo; entonces las vírgenes necias se dan cuenta que no tienen el aceite para las lámparas, y se lo piden a aquellas prudentes. Pero éstas responden que no se lo pueden dar, porque no bastaría para todas. Entonces mientras las necias van en búsqueda del aceite, llega el esposo. Las vírgenes prudentes entran con él en la sala del banquete nupcial y la puerta se cierra. Las cinco necias vuelven demasiado tarde, llaman a la puerta pero la respuesta es: “No las conozco” (v. 12), y se quedan afuera. ¿Qué  nos quiere enseñar Jesús con esta parábola? Nos recuerda que debemos estar preparados para el encuentro con Él. Muchas veces, en el Evangelio, Jesús exhorta a velar, y lo hace también al final de este relato, dice así: “Estén prevenidos, porque no saben ni el día ni la hora” (v. 13). Pero con esta parábola nos dice que velar no significa solamente no dormir sino estar preparados; en efecto todas las vírgenes se duermen antes que llegue el esposo, pero al despertarse algunas están listas y otras no. Aquí está entonces el significado del ser sabios y prudentes: se trata de no esperar el último momento de nuestra vida para colaborar con la gracia de Dios, sino de hacerlo ya, ahora. Sería hermoso pensar un poco: un día será el último. Si fuera hoy, ¿cómo estoy preparado, preparada? Debo hacer esto y esto… prepararse como si fuera el último día: esto hace bien. La lámpara es el símbolo de la fe que ilumina nuestra vida, mientras el aceite es el símbolo de la caridad que alimenta, hace fecunda y creíble la luz de la fe. La condición para estar preparados al encuentro con el Señor no es solamente la fe, sino una vida cristiana rica de amor y de caridad por el prójimo. Si nos dejamos guiar de lo que nos parece más cómodo, por la búsqueda de nuestros intereses, nuestra vida se vuelve estéril, incapaz de dar la vida a los otros, y no acumulamos ninguna reserva de aceite para la lámpara de nuestra fe y ésta – la fe – se apagará al momento de la venida del Señor, o aun antes. Si en cambio estamos preparados y tratamos de hacer el bien, con gestos de amor, de comunión, de servicio al prójimo en dificultad, podemos quedarnos tranquilos mientras esperamos la venida del esposo: el Señor podrá venir en cualquier momento, y también el sueño de la muerte no nos asusta, porque tenemos la reserva de aceite, acumulada con las obras buenas de cada día. La fe inspira la caridad y la caridad custodia la fe. Que la Virgen María nos ayude a volver nuestra fe siempre más activa por medio de la caridad; para que nuestra lámpara pueda resplandecer ya aquí, en el camino terreno, y luego para siempre, en la fiesta de bodas en el paraíso. Palabras del Papa después de la oración a la Madre de Dios Queridos hermanos y hermanas, Ayer en Madrid fueron proclamados Beatos Vicente Queralt LLoret y 20 compañeros mártires y José María Fernández Sánchez y 38 compañeros mártires. Algunos de los nuevos Beatos eran miembros de la Congregación de la Misión: sacerdotes, hermanos coadjutores, novicios; otros eran laicos pertenecientes a la Asociación de la Medalla Milagrosa. Todos fueron asesinados por odio a la fe durante la persecución religiosa acaecida en el curso de la guerra civil española entre el 1936 y el ’37. Demos gracias a Dios por el gran don de estos testigos ejemplares de Cristo y del Evangelio. Los saludo a todos ustedes, familias, parroquias, asociaciones y fieles que han venido de Italia y de tantas partes del mundo. En particular saludo a los peregrinos procedentes de Washington, Filadelfia, Brooklyn y Nueva York; al coro parroquial Santa María Magdalena de Nuragus (Cerdeña), a los fieles de Tuscania, Ercolano y Venecia; la Sociedad de bochas de Rosta y los confirmandos de Galzignano. A todos les deseo un feliz domingo. Y por favor, no se olviden de rezar por mí. ¡Buen almuerzo y hasta la vista! (Traducción de María Cecilia Mutual) (from Vatican Radio)...

Educar, anunciar y transformar, renovada invitación del Papa a los Escolapios

Sáb, 11/11/2017 - 16:13
El viernes 10 de noviembre a mediodía en la Sala del Consistorio del Palacio Apostólico , el Santo Padre Francisco recibió en Audiencia a los miembros de la Orden de los Clérigos Regulares pobres de la Madre de Dios de las Escuelas Pías . Les ofrecemos las palabras que les dirigió: Texto y audio de las palabras del Papa: Buenos días, y muchas gracias, Padre General, por sus palabras. Ustedes se imaginarán que después de haberles mandado este documento no voy a echar un discurso… Así que le pregunté al Padre en qué hablaba, si en castellano o en italiano, y me dijo: “Casi todos entienden castellano”. Gracias por venir así, gracias por traer la familia... – las Montales, que las tenía atrás, en el Colegio El Salvador, y las conozco bien –…la familia. Eso es lindo, una congregación religiosa tiene una familia que rodea, gente que trabaja, laicos, todos... La familia es un signo de fecundidad y humanidad. Gracias por venir así. Tres cosas, tres palabras yo les ponía en el mensaje que las retomo ahora para decir dos o tres palabras y saludarlos. Educar, anunciar y transformar . Me detengo en la primera: educar . Educar en este momento es muy serio. Es un desafío grande , porque el pacto educativo en general está roto. El pacto educativo —ahora, yo estoy muy influenciado de mi Patria, pero veo que en todos lados se ve más o menos lo mismo—: escuela, familia y los jóvenes, está roto. Entonces, hay que reconstruir ese pacto educativo de la manera que haya que reconstruirlo, pero es clave en eso. Y educar reconstruyendo el pacto educativo, lo cual incluye la familia, necesariamente, hoy día en la educación no puede estar ausente la familia, la familia como venga. Pero realmente hay familias destruidas, familias que… bueno, pero en el chico se puede recomponer muchas cosas, muchas cosas. Entonces tratar de rehabilitar el pacto educativo, y tratar que los docentes —en muchos países son los más mal pagados, en muchos países— en ese trabajo, también ayudar al reconocimiento del docente que da su vida. Hay docentes que tienen que trabajar dos turnos para poder tener un sueldo digno. Ese docente cómo, cuando llegue a su casa, va a tener tiempo de preparar clases, de pensar, y todo eso. El diálogo entre la familia y el docente, la familia, la escuela y el chico, ese diálogo triple. Además el chico que sea activo en la educación. Bueno, eso es para reconstruir el pacto educativo y es una misión muy seria que tienen que tener ustedes en esto: rehacerlo. Segundo: una educación completa . Salir de la herencia que nos dejó la Ilustración, que educar es llenar la cabeza de conceptos, ¿no es cierto?, y cuanto más se sepa acá [indica la cabeza], mejor es la educación. Educar es hacer madurar a la persona mediante los tres lenguajes: el lenguaje de las ideas, el lenguaje del corazón y el lenguaje de las manos, y que haya armonía entre los tres, es decir, que nuestros alumnos sientan lo que piensen y hagan lo que piensan y sienten. Esa armonía de la persona, educar a la persona. Yo creo que si no educamos así, perdemos. Algunos pedagogos lo expresan de otra manera pero van a lo mismo: educar en contenidos, hábitos y valores, es lo mismo, una educación de ese tipo. Y yo añadiría que —y es clave hoy en día— la juventud hay que educarla en movimiento. La juventud quieta, hoy, no existe, y si no la ponemos nosotros en movimiento, la van a poner en movimiento mil cosas, principalmente los sistemas digitales que corren el riesgo, en esta velocidad líquida y gaseosa de nuestra civilización –y es el tercer punto que quiero tocar– de quitar las raíces a los chicos. Los chicos hoy día vienen sin raíces , no tienen raíces, porque no tienen tiempo de echar raíces, perdón, las tienen pero no las asumen, porque no tienen tiempo de asumirlas, no las dejan crecer, no las dejan consolidar, porque viven continuamente en esta “liquidez” de cultura, ¿no es cierto?. Fundamentar las raíces. Jóvenes sin raíces es lo que estamos viendo ahora. Y qué hacemos? Injertos de raíces. Yo siempre veo que es muy importante, me viene mucho a la mente y sobre todo inspirado —y lo digo con sencillez, rezando y todo— en el profeta Joel cuando dice: “Los viejos soñarán y los jóvenes profetizarán”. Hoy los jóvenes necesitan hablar con los viejos: es la única manera que reencuentren sus raíces. Hablar con los padres, sí, eso es fundamental, pero sobre todo, hoy, la necesidad es que encuentren a los viejos, ya los padres son medio de esta sociedad líquida; que encuentren a los viejos. Por favor, traten de fomentar el diálogo entre abuelos y nietos. “No, que los chicos…”. No. Experiencias yo he tenido montones y otros que me lo cuentan: Pónganlos en movimiento a los chicos. Dile: “¿Qué te parece? Vamos a tocar la guitarra en aquel asilo de ancianos”. Bueno, que sí, que no…van, y después no quieren salir, porque se da ese fenómeno que los viejos dicen: “No, ¿esta canción, la sabes…?”. Y empiezan a hablar, y los chicos quedan encantados y los viejos empiezan a despertar y se dan cuenta que pueden soñar todavía. Por favor, yo les doy esta misión: procuren fomentar —mientras hay tiempo, antes que se nos vayan— el diálogo entre jóvenes y viejos. Busquen las mil maneras, mil maneras de hacerlo, pero siempre en movimiento, porque los jóvenes quietos no funcionan. Este es otro criterio que hay que tener en cuenta en la educación y en todo: los jóvenes quietos están en las enciclopedias; en la realidad, si vos querés que un joven reciba algo tuyo, tenés que tenerlo en movimiento. Bueno, entonces en esto de educar así se da el anunciar y el transformar, pero me quedo en el educar con las cosas que les dije. Por eso me quedé sentado, porque no leía un discurso; quería ser más espontáneo. Muchas gracias y ahora los invito a rezar un Ave María a la Virgen, y también a pedir la protección de San Faustino. Me causó gracia cómo le pidió el milagro el papá del chico recién nacido, el chileno: “¡Hacé algo, Peladito!”. Ave María y Bendición Apostólica. (RC-SPC)   (from Vatican Radio)...

El Papa recibió en audiencia al Presidente de Sierra Leona

Sáb, 11/11/2017 - 15:36
Esta mañana el Santo Padre Francisco recibió el audiencia, en el Palacio Apostólico Vaticano, al Presidente de la República de Sierra Leona, Su Excelencia el Señor Ernest Bai Koroma , quien sucesivamente se encontró  con el Secretario para las Relaciones con los Estados, S. E.  Mons. Paul Richard Gallagher. En el curso de los cordiales coloquios – informa en un comunicado la Oficina de Prensa de la Santa Sede – “se evidenciaron las buenas relaciones" entre ambos países. Asimismo, teniendo en cuenta “la libertad religiosa, la coexistencia pacífica y el respeto mutuo entre los diversos grupos religiosos,  se habló sobre la importancia de promover la cohesión nacional, valorizando la riqueza de las diversas tradiciones históricas, religiosas y culturales” del país africano, “en el respeto de los derechos humanos y  los derechos de las minorías”. Finalmente, tuvo lugar el intercambio de opiniones “sobre algunos temas de interés internacional, con especial referencia a los desafíos actuales que afectan a esa Región”. (MCM) (from Vatican Radio)...

Papa: impulsar conciencia, responsabilidad y colaboración mundial ante la grave degradación ambiental

Sáb, 11/11/2017 - 14:58
El Papa Francisco recibió cordialmente a los Líderes del Foro de las Islas del Pacífico , y bendijo a cada una de estas naciones, destacando que «con su presencia manifiestan las diferentes realidades existentes en una Región como la del Océano Pacífico, tan rica de bellezas culturales y naturales»: «Región que, sin embargo, suscita también vivas preocupaciones para todos nosotros y en particular para las poblaciones que las habitan, bastante vulnerables ante los fenómenos extremos ambientales y climáticos cada vez más frecuentes e intensos. Pero pienso también en los impactos del grave problema de la elevación de los niveles de los mares, así como en el doloroso  y continuo declive que está padeciendo la barrera de coral, ecosistema marino de gran importancia» En este contexto, el Papa recordó la alarmante pregunta que hace casi tres décadas plantearon los Obispos de Filipinas: « ¿Quién ha convertido el maravilloso mundo marino en cementerios subacuáticos despojados de vida y de color?» Son numerosas las causas que han llevado a esta degradación ambiental y lamentablemente muchas de ellas se deben imputar a una conducta humana imprudente, enlazada con formas de explotación de los recursos naturales y humanos cuyo impacto llega hasta el fondo de los océanos . (cfr Laudato si’ 41) Cuando hablamos asimismo de la elevación del nivel del mar, que ‘afecta principalmente a las poblaciones costeras empobrecidas que no tienen a dónde trasladarse’ (cfr Laudato si’ 48) pensamos en el problema del calentamiento global que está siendo ampliamente debatido en numerosos foros internacionales». El Santo Padre se refirió a la Conferencia que se celebra en estos días en Bonn, mirando también al futuro, con sus mejores deseos para que esos trabajos sean capaces de tener presente siempre aquella ‘Tierra sin confines, en la que la atmósfera es extremadamente fina y lábil’ como la describió uno de los astronautas de la Estación Espacial Internacional, con los cuales conversó recientemente: «Ustedes vienen de Países que, con respecto a Roma, se encuentran en las antípodas, pero esta visión de una ‘Tierra sin confines’ anula las distancias geográficas, recordando la necesidad de una toma de conciencia mundial, de una colaboración y de una solidaridad internacionales, de una estrategia compartida, que no permitan quedarse indiferentes ante problemas graves como la degradación de un ambiente natural y de la salud de los océanos, enlazada con la degradación humana y social que la humanidad está viviendo hoy» . Por otra parte, señaló el Papa Francisco «no solo las distancias geográficas y territoriales, sino también las temporales se anulan con la conciencia de que en el mundo, todo está íntimamente conectado»: « Han pasado casi treinta años de aquel llamamiento de los Obispos filipinos y no se puede decir que ha mejorado la situación de los océanos y del ecosistema marino , ante los numerosos problemas que  implican por ejemplo la gestión de las reservas ictícolas, las actividades en la superficie o en los fondos, la situación de las comunidades costeras y de las familias de los pescadores, la  contaminación por la acumulación de material plástico y microplástico. ¿Qué tipo de mundo queremos dejar a quienes nos sucedan, a los niños que están creciendo? Esta pregunta no afecta sólo al ambiente de manera aislada… Cuando nos interrogamos por el mundo que queremos dejar, entendemos sobre todo su orientación general, su sentido, sus valores» (CdM)  (from Vatican Radio)...

Videomensaje del Papa al tercer Simposio Internacional sobre la Amoris laetitia

Sáb, 11/11/2017 - 14:04
Este sábado el Santo Padre Francisco envió un videomensaje al tercer Simposio Internacional sobre la Exhortación apostólica Amoris laetitia, convocado por la Oficina para la pastoral familiar de la Conferencia Episcopal Italiana. “El tema que se han propuesto: ‘El Evangelio del amor entre consciencia y norma’, es de gran relieve y puede iluminar el recorrido que las Iglesias en Italia están cumpliendo, también para responder al deseo de familia que emerge en el ánimo de las jóvenes generaciones”, comenzó observando el Papa. “El amor entre hombre y mujer esta evidentemente entre las experiencias humanas más generativas, es fermento de la cultura del encuentro y trae al mundo actual una inyección de socialidad: verdaderamente ‘el bien de la familia es decisivo para el futuro del mundo y de la Iglesia’. Precisamente la familia nacida del matrimonio genera lazos fecundos, que resultan el antídoto más eficaz al individualismo campante; sin embargo, en el camino del amor conyugal y de la vida familiar existen situaciones que reclaman elecciones arduas, de cumplir con rectitud. En la realidad doméstica a veces se presentan nudos concretos que enfrentar con conciencia prudente por parte de cada uno. Es importante que los esposos, los progenitores no sean dejados solos, sino acompañados en el compromiso de aplicar el Evangelio en lo concreto de la vida. Por otra parte, sepamos bien que ‘estamos llamados a formar las consciencias, no a pretender de sustituirlas’”. El Obispo de Roma observó que el mundo contemporáneo arriesga confundir el primado de la consciencia con la autonomía exclusiva del individuo con respecto a las relaciones que vive. “Como decía recientemente a la Pontificia Academia para la Vida, ‘hay quien habla hasta de egolatría, o sea de un verdadero y proprio culto de yo, sobre cuyo altar se sacrifica toda cosa, incluidos los afectos más queridos. Esta perspectiva no es inocua: ella plasma un sujeto que se mira continuamente al espejo, hasta volverse incapaz de dirigir los ojos a los demás y al mundo. La difusión de esta actitud tiene consecuencias gravísimas para todos los afectos y los lazos de la vida’. Es esta una ‘contaminación’ que corroe los ánimos y confunde las mentes y los corazones, produciendo falsas ilusiones”. “Romano Guardini, en su texto sobre el tema de la consciencia, indica el camino para la búsqueda del verdadero bien. Escribe: ‘De esta prisión en mí mismo me libero solamente si encuentro un punto, que no sea mi yo; una altura más allá de mí. Alguna cosa sólida y operante que se afirma en mi interior. Y he aquí que llegamos a la raíz […] o sea a la realidad religiosa. Aquel bien […] es algo vivo. […] Es la plenitud de valor del mismo Dios viviente’. Finalizando su mensaje, Francisco deseó “todo tipo de bien” para el trabajo en este Simposio. Que pueda ayudar a la Iglesia en Italia a asimilar y los contenidos y el estilo de la Amoris laetitia; pueda contribuir a la formación de los animadores de los grupos familiares en las parroquias, en las asociaciones, en los movimientos; pueda apoyar el camino de tantas familias, ayudándolas a vivir la alegría del Evangelio y a ser células activas en las comunidades, auguró. (RC-SPC)   (from Vatican Radio)...

Mensaje del Papa Francisco para el 37° Congreso Nacional de los Centros de ayuda a la vida

Sáb, 11/11/2017 - 12:38
“Deseo que los trabajos de este congreso puedan favorecer la adhesión a los valores de la vida humana y la acogida de tal inconmensurable don divino en toda su fascinante riqueza”, es el aliento del Papa Francisco a los participantes en el 37° Congreso Nacional de los Centros de ayuda a la vida, promovido por el Movimiento italiano por la vida, en programa del 10 al 12 de noviembre, en Milán, Italia. En el Mensaje – firmado por el Cardenal Secretario de Estado Vaticano, Pietro Parolin – el Santo Padre “dirige sus saludos expresando su aprecio por la obra desarrollada por este Movimiento en defensa y la promoción de la vida humana”. Asimismo, el Pontífice desea que, “los trabajos de este congreso puedan favorecer la adhesión a los valores de la vida humana y la acogida de tal inconmensurable don divino en toda su fascinante riqueza”. Del mismo modo, el Obispo de Roma pide a los participantes en este Evento, orar por su servicio a la Iglesia e invoca abundantes dones del Espíritu sobre cuantos participan en las jornadas de estudio y de reflexión, y les envía la bendición apostólica”. (Renato Martinez) (from Vatican Radio)...

El Papa: “Las armas de destrucción masiva, generan sólo una engañosa sensación de seguridad”

Vie, 10/11/2017 - 19:28
“Las armas de destrucción masiva, en particular las atómicas, no generan nada más que una engañosa sensación de seguridad y no pueden constituir  la base de la convivencia pacífica entre los miembros de la familia humana, que debe inspirarse en  una ética de la solidaridad”, lo dijo el Papa Francisco en su discurso a los participantes en el Simposio Internacional, “Perspectivas para un mundo libre de las armas nucleares y para el desarme integral”, promovido por el Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral, que inició esta mañana en el Vaticano, en el Aula Nueva del Sínodo y concluirá este, sábado 11 de noviembre. En el  Simposio participan 11 Premios Nobel de la Paz, altos cargos de ONU y la NATO, diplomáticos, representantes de los Estados, entre ellos Rusia, Estados Unidos, Corea del Sur, Irán, además de grandes expertos en el campo de los armamentos y representantes de las fundaciones, organizaciones y de la sociedad civil comprometidas activamente en ese  tema. Además están presentes, miembros  de las  Conferencias Episcopales y de las Iglesias, en ámbito ecuménico y de otras religiones, así como delegaciones de profesores y estudiantes de las universidades de Estados Unidos, Rusia y la Unión Europea. En su discurso, el Santo Padre expresó su gratitud a todos los participantes en este Simposio por su trabajo al servicio del bien común. “Han venido a este Simposio para abordar cuestiones cruciales – señaló el Pontífice – tanto en sí mismas como a la luz de la complejidad de los desafíos políticos del escenario internacional actual, caracterizado por un clima inestable de conflictividad. Un obscuro pesimismo podría  llevarnos a creer que las perspectivas para un mundo libre de armas nucleares y para un desarme completo, como dice el título de vuestro encuentro, parezcan cada vez más remotas”. Por ello, precisó el Papa, no podemos por menos que sentir una aguda inquietud si consideramos las catastróficas consecuencias humanitarias y ambientales derivadas de cualquier empleo de las armas nucleares. “Por lo tanto, considerando incluso  el riesgo de una detonación accidental de esas armas, debido a  un error de cualquier tipo – afirmó el Santo Padre – tenemos que  condenar enérgicamente la amenaza de su uso, así como su posesión,  precisamente porque su existencia es funcional en una lógica del miedo que no concierne solamente a las partes involucradas en el conflicto, sino a todo el género humano”. Las  armas de destrucción masiva, puntualizó el Papa Francisco, en particular las atómicas, no generan nada más que una engañosa sensación de seguridad y no pueden constituir  la base de la convivencia pacífica entre los miembros de la familia humana, que debe inspirarse en  una ética de la solidaridad. Además, agregó el Papa, los armamentos que tienen como efecto la destrucción del género humano son incluso ilógicos a nivel militar. “Un realismo saludable no deja de encender  en nuestro mundo desordenado las luces de la esperanza. Recientemente, por ejemplo, a través de un voto histórico de la ONU, la mayoría de los miembros de la Comunidad Internacional han dictaminado  que las armas nucleares no solo son inmorales, sino que también deben considerarse como un instrumento ilegítimo de guerra”. Precisamente en  este 2017 se celebra el 50° Aniversario de la Encíclica Populorum Progressio de Pablo VI. La Encíclica, señaló el Obispo de Roma, explicando la visión cristiana de la persona, resalta  la noción de desarrollo humano integral y la propone como nuevo nombre de la paz. “En este documento memorable y actualísimo – precisa – el Papa brindaba  la fórmula sintética y feliz de que el desarrollo no se reduce al simple crecimiento económico. Para ser auténtico, debe ser integral, es decir, promover a todos los hombres y a todo el hombre”. Es  necesario, pues, señala el Papa, en primer lugar rechazar la cultura del descarte  y ocuparse de las personas y de los pueblos que sufren las desigualdades más dolorosas, a través de una labor  que dé  prioridad, con paciencia, a los procesos solidarios en vez de al egoísmo de los intereses contingentes. “Así es como un progreso eficaz e inclusivo puede hacer posible la utopía de un mundo libre de terribles instrumentos mortales – subrayó el Pontífice – a pesar de las críticas de aquellos que consideran que los procesos de desmantelamiento de los arsenales son idealistas”. Antes de concluir su discurso, el Papa Francisco recordó que la Iglesia no se cansa de ofrecer al mundo la sabiduría y las obras que la misma  inspira, consciente de que el desarrollo integral es el camino del bien que la familia humana está llamada a seguir. (Renato Martinez) (from Vatican Radio)...

Papa: Rezar por quienes eligen la cárcel de la corrupción

Vie, 10/11/2017 - 13:56
(RV).- Una historia de corrupción cotidiana. Es cuanto narra el Evangelio de San Lucas propuesto por la liturgia del segundo viernes de noviembre, a través de la figura del administrador que despilfarra los haberes del patrón y que, una vez descubierto, en lugar de buscar un trabajo honesto sigue robando con la complicidad de los demás. “Un verdadero grupo de corrupción”, fue la definición que dio el Papa en su homilía aludiendo a los acontecimientos de nuestro tiempo. “¡Son poderosos éstos, eh! Cuando arman los grupos de corrupción son potentes; incluso llegan a tener actitudes mafiosas. Esta es la historia. Pero ésta no es una fábula, no es una historia que debemos buscar en los libros de historia antigua: la encontramos todos los días en los periódicos, todos los días. Esto sucede también hoy, sobre todo con los que tienen la responsabilidad de administrar los bienes del pueblo, no los propios bienes, porque este administrador de los bienes de los demás, no de los propios. Con los propios bienes nadie es corrupto, los defiende”. De manera que la enseñanza que Jesús saca de este Evangelio – prosiguió diciendo el Papa Francisco – es precisamente la mayor sagacidad “de los hijos de este mundo” con respecto “a los hijos de la luz”: su mayor corrupción, su astucia llevada adelante “incluso con cortesía”, con “guantes de seda”. Si hay algo que el cristiano no puede permitirse es ser ingenuo ¿Existe entonces – se preguntó el Santo Padre – “una astucia cristiana?”: “Si estos son más astutos que los cristianos – aunque no diré cristianos porque también tantos corruptos se dicen cristianos – si estos son más astutos que los que son fieles a Jesús, yo me pregunto: ¿Existe una astucia cristiana? ¿Existe una actitud para quienes quieren seguir a Jesús – pero que no terminen mal – que no acaben siendo comidos vivos – como decía mi mamá: “Comidos crudos” – por los demás? ¿Cuál es la astucia cristiana, una astucia que no sea pecado, pero que sirva para llevarme adelante al servicio del Señor y también de ayuda a los demás? ¿Hay una astucia cristiana?”. Sí, hay una “intuición cristiana para ir adelante sin caer en los grupos de los corruptos” y en el Evangelio – explicó el Papa – el Señor lo indica con algunas contraposiciones, cuando habla, por ejemplo, de los cristianos que son como “corderos en medio de los lobos” o “prudentes como las serpientes y mansos como la paloma”. Y entonces, ¿qué hacer? Como cristianos tenemos un tesoro dentro: el tesoro que es el Espíritu Santo Con tres actitudes Francisco indicó, ante todo una “sana desconfianza” , es decir, estar atentos a quien “promete mucho” y “habla mucho” como “aquellos que te dicen: ‘Haz la inversión en mi banco, que yo te daré un interés doble’”.  La segunda actitud es la reflexión , ante las seducciones del diablo que conoce nuestras debilidades. Y, en fin, está la oración . “Pidamos hoy al Señor que nos dé esta gracia de ser astutos, astutos cristianos , para tener esta astucia cristiana . Si hay algo que el cristiano no puede permitirse es ser ingenuo . Como cristianos tenemos un tesoro dentro : el tesoro que es el Espíritu Santo. Debemos custodiarlo. Y un ingenuo allí se deja robar el Espíritu. Un cristiano no puede permitirse ser ingenuo . Pidamos esta gracia de la astucia cristiana y de la intuición cristiana. También es una buena ocasión para rezar por los corruptos. Se habla del smog que causa la contaminación, pero también hay un smog de corrupción de la sociedad. Oremos por los corruptos: pobrecitos, que encuentren la salida de la cárcel en la que ellos han querido entrar”. (María Fernanda Bernasconi - SPC). (from Vatican Radio)...

Paz y armonía ecuménica para Ucrania, invoca el Papa

Jue, 09/11/2017 - 16:55
El Papa Francisco recibió a la Comunidad del Pontificio Colegio Ucraniano de San Josafat y en su cordial bienvenida recordó el momento en que nació la sede romana de este Colegio. Hace 85 años, por voluntad del Papa Pío XI, que se hizo «promotor de una iniciativa que manifestaba la especial y concreta solicitud de los Sucesores del Apóstol Pedro para con los fieles de la Iglesia provenientes de zonas de sufrimiento o de persecución , que en este modo se podían sentir, aquí en Roma, como hijos amados» y prepararse a la misión apostólica como diáconos y sacerdotes: « En los años de su pontificado, Pío XI tuvo que afrontar muchos desafíos epocales, pero levantó siempre su voz firme defendiendo la fe, la libertad de la Iglesia y la dignidad trascendente de toda persona humana. Condenó claramente, mediante discursos y cartas, las ideologías ateas e inhumanas, que han ensangrentado el siglo XX. Sacó a la luz así sus contradicciones, indicando a la Iglesia el camino del Evangelio, puesto en práctica también en la búsqueda de la justicia social, dimensión imprescindible del rescate plenamente humano de los pueblos y de las naciones. Como futuros sacerdotes, los invito a estudiar la Doctrina Social de la Iglesia, para madurar en el discernimiento y en el juicio sobre las realidades sociales en las que estarán llamados a obrar». El Papa Francisco lamentó los conflictos que enlutan el mundo aún hoy y destacó la triste realidad de Ucrania : «También en nuestros días el mundo está herido por guerras y violencias. En particular, en vuestra querida Nación Ucrania, de la que provienen y a la que volverán al terminar sus estudios en Roma, se experimenta el drama de la guerra, que genera grandes sufrimientos, sobre todo en las zonas implicadas, aún más vulnerables debido a los rigores del invierno que se acerca . Y es fuerte el anhelo de justicia y de paz, que impidan toda forma de prevaricación, corrupción social o política, realidades que los pobres pagan cada vez más. Que Dios sostenga y aliente a aquellos que se comprometen en realizar una sociedad cada vez más justa y solidaria. Que ellos estén sostenidos activamente por el compromiso concreto de las Iglesias, de los creyentes y de todas las personas de buena voluntad ». Alentando asimismo a los seminaristas de la Iglesia greco-católica ucraniana a amar y anunciar la Palabra para ser verdaderos pastores de las comunidades que tengan encomendadas, tanto para prepararse al celibato sacerdotal como al matrimonio, según la tradición de su Iglesia, el Papa exhortó a «evitar toda forma de sectarismo» y a promover el diálogo ecuménico». Encomendándolos a la ayuda de la Santa Madre de Dios, tan  venerada en su santuario nacional, el Papa Francisco compartió una nota personal: «Yo también conservo y venero un pequeño icono ucraniano de la Virgen de la Ternura, don de vuestro Arzobispo Mayor cuanto estábamos juntos en Buenos Aires. Y cuando me quedé aquí, hice que me la trajeran. Todos los días le rezo. Los acompaño con mi bendición, invocando la paz y la armonía ecuménica para Ucrania. Y les pido por favor que no se olviden de rezar por mí» . (CdM) (from Vatican Radio)...

Páginas

Evangelio del día

Cuando un silencio apacible envolvía todas las cosas, y la noche había llegado a la mitad de su rápida carrera, tu Palabra omnipotente se lanzó desde el cielo, desde el trono real, como un guerrero implacable, en medio del país condenado al exterminio. Empuñando como una espada afilada tu decreto irrevocable, se detuvo y sembró la muerte por todas partes: a la vez que tocaba el cielo, avanzaba sobre la tierra. Porque la creación entera, obedeciendo a tus órdenes, adquiría nuevas formas en su... Leer más...

Síguenos en Facebook

Síguenos en Twitter

Lima-Limón Creativos, diseño y desarrollo Web en Málaga